Hola necesitado

Nuestra pàgina, tù pàgina se ha creado con el animo de brindar una mano amiga a nuestros semejantes, no es necesario ni obligatorio que aportes nada, solo manifiesta tus deseos de ayudar a alguien, con apoyo, amor, o cualquier manifestaciòn de cariño sincera y desinteresada que tengas a mano, es voluntad lo que aquì cuenta y los buenos deseos, algùn semejante puede tener problemas y la idea es que quien pueda y tenga medios se manifieste y brinde su ayuda desinteresada y humana.

A veces unas palabras, una orientaciòn, escuchar simplemente son un bonito pilar para apoyarnos, y esa necesidad en ocasiones es dificil de suplir, queremos que como ser humano aportes ideas, consejos, apoyo moral, y alguna luz que guie a tus semejantes y les sirva de apoyo en sus momentos dificiles.

Esta web ha sido creado por humanos para humanos y como personas en el universo queremos que alguien que carece de algo deje de hacerlo, se desprenda de esa depresiòn, ese dolor, esa soledad, esa enfermedad, podemos orar juntos, podemos ayudarnos desinteresadamente, podemos ilustrarnos de la sabidurìa de otros, podemos aprender a manejar situaciones dificiles, entre todos es màs fàcil, aporta tù granito de arena y ayuda a alguien, calma su sed de amor, sosiega sus angustias, llena sus vacios, alimentalo de amor.

La vida tiene sus avatares y el ser humano sufre, padece necesidades, tiene angustias, y todo ese peso a veces cuesta llevarlo solo, asì que dejanos saber que te aqueja, porque sufres, que te atormenta, que necesidades tienes, porquè lloras en soledad, desahogate aquì y busquemos juntos algun tipo de ayuda, de consuelo, de paz interior, de comfort, hay otros seres que pueden servirte de apoyo, hay otros seres humanos que tienen algo bonito para tì, permìtenos aconsejarte y guiarte hacia tù bienestar.

El Señor es grande y no desampara jamàs, siempre habrà algo bello allà afuera para tì, solo buscalo y pidelo con fuerza, tus clamores seràn oidos y algùn angel del universo vendrà para guiarte por ese camino que reclamas, no desperes, no te angusties, no sufras sòlo, la vida te ofrece una mano amiga, un hombro grande donde recostarte, un oido para escucharte, un camino especial para seguir, una vida especial para vivir.

Este blog està dedicado a mi hijo Andrès Felipe, a quien amo mucho.

Berny Polanìa V.

Cómo ayudar a alguien a salir adelante

“Quisiera saber de que manera puedo ayudar a una persona a seguir adelante pese a un gran fracaso y desilusión”

Resulta difícil darle una respuesta específica para la situación que nos plantea, pues ignoramos todo de ella.

De todos modos, le enviamos una serie de pautas generales (que usted tendrá que adaptar a la situación concreta de la persona de que se trate y de su vínculo con él) par ayudar a quienes están atravesando por un problema (del tipo que fuere):

Antes que nada, tenga en cuenta que ayudar a otros es arriesgado. Nuestra ayuda puede no siempre ser bienvenida. Es posible que a veces digamos cosas erradas, pero aún así se puede tratar de ayudar.

He aquí algunas sugerencias:

  • Esté presente físicamente con él, si es posible, y tóquele la mano o abrácelo.
  • Concéntrese en las necesidades de él, y no en su propia incomodidad por no tener las respuestas adecuadas.
  • Permítale expresar sus sentimientos. No censure sus emociones.
  • Entérese del problema.
  • No finja que usted nunca sufre.
  • Sea breve.
  • Evite decir cosas como: «No deberías sentirte así» o «Ya sabes lo que tienes que hacer.»
  • Ayúdelo a deshacerse de una falsa culpa (si fuera el caso).
  • Exhórtelo a que viva un día a la vez.
  • Exhórtelo a buscar la ayuda que necesite.
  • Ayúdelo a darse cuenta de que toma tiempo salir adelante con los problemas.
  • No ignore sus problemas.
  • No trate de ser artificial intentando «subirle el ánimo». Sea auténtico.
  • Muéstrele el afecto y comprensión que quisiera que otra persona le mostrase a usted en la misma situación.
  • Sepa escuchar.
  • Dele tiempo para sanar. No apresure el proceso.

Cada mañana es una buena noticia

Cada niño que nace es una buena noticia, cada cantor es una buena noticia, porque cada cantor es un soldado menos, por eso hay que cuidarse del que no canta porque algo esconde?.

Aprendí que nunca es tarde, que siempre se puede empezar de nuevo, ahora mismo, le puedes decir basta a la mujer (o al hombre) que ya no amas, al trabajo que odias, a las cosas que te encadenan a la tarjeta de crédito, a los noticieros que te envenenan desde la mañana, a los que quieren dirigir tu vida; ahora mismo le puedes decir ‘basta’ al miedo que heredaste, porque la vida es aquí y ahora mismo.

Que nada te distraiga de ti mismo, debes estar atento porque todavía no gozaste, la más grande alegría, ni sufriste el más grande dolor.

Vacía la copa cada noche, para que Dios te la llene de agua nueva en el nuevo día.

Se gana y se pierde, se sube y se baja, se nace y se muere.

Y si la historia es tan simple, ¿por qué te preocupas tanto?

No te sientas aparte y olvidado, todos somos la sal de la Tierra.

En la tranquilidad hay salud, como plenitud dentro de uno.

Perdónate, acéptate, reconócete y ámate, recuerda que tienes que vivir contigo mismo por la eternidad, borra el pasado para no repetirlo, para no abandonar como tu padre, para no desanimarte como tu madre, para no tratarte como te trataron ellos, pero no los culpes porque nadie puede enseñar lo que no sabe, perdónalos y te liberarás de esas cadenas.

Si estás atento al presente, el pasado no te distraerá, entonces serás siempre nuevo.

Tienes el poder para ser libre en este mismo momento, el poder está siempre en el presente, porque toda la vida está en cada instante, pero no digas ‘no puedo’ ni en broma porque el inconsciente no tiene sentido de humor, lo tomará en serio y te lo recordará cada vez que lo intentes.

Si quieres recuperar la salud abandona la crítica, el resentimiento y la culpa, responsables de nuestras enfermedades.

Perdona a todos y perdónate, no hay liberación más grande que el perdón, no hay nada como vivir sin enemigos.

Nada peor para la cabeza y por lo tanto para el cuerpo, que el miedo, la culpa, el resentimiento y la crítica que te hace juez (agotadora y vana tarea) y cómplice de lo que te disgusta.

Culpar a los demás es no aceptar la responsabilidad de nuestra vida, es distraerse de ella.

El bien y el mal viven dentro de ti, alimenta más al bien para que sea el vencedor cada vez que tengan que enfrentarse.

Lo que llamamos problemas son lecciones, por eso nada de lo que nos sucede es en vano.

No te quejes, recuerda que naciste desnudo, entonces ese pantalón y esa camisa que llevas ya son ganancia.

Cuida el presente, porque en él vivirás el resto de tú vida.

Libérate de la ansiedad, piensa que lo que debe ser, será, y sucederá naturalmente.

Facundo Cabral

fondo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s